Cosmética cannábica, por dentro y por fuera.

Cosmética cannábica, por dentro y por fuera.

Con internet se hace mucho más sencillo salir de compras. Para todas las personas que detestan las colas, no tienen tiempo, o son bastante vaguetes, tener la posibilidad de realizar cualquier compra con un click ha sido uno de los mayores avances de nuestra época.

No sólo las grandes plataformas, hoy en día cualquier emprendedor o emprendedora con un producto puede darlo a conocer incluso venderlo de manera online.

Las propiedades cosméticas de la planta cannabis sativa ya nos son muy familiares a los amantes de la misma y aunque actualmente hay marcas que utilizan aceite de semillas de cáñamo en la composición de sus productos, como por ejemplo Lush, que utiliza este aceite en algunas cremas, o la conocida franquicia The Body Shop, que tiene una línea dedicada al cáñamo con diferentes productos para la higiene y el cuidado de la piel – con un visual muy simbólico -, no todas tienden a utilizar su famosa y característica hoja en el packaging, y mucho menos centrar su marketing en este símbolo.

Esto ocurre en las tiendas de las calles de países donde el cannabis no está socialmente aceptado, pero no en internet. Con unas palabras clave y pocos clicks podemos acceder a varios productos que, si sois fumetas, seguro llamarán vuestra atención.


Bitch Slap Cosmetics no apuesta por ningún ingrediente activo de la marihuana en sus sombras, pero sus diseños – hechos a mano – se han ganado una mención especial.


La marca de cosmética Fresh cuenta con dos perfumes en los que en sus notas de aroma se incluye la palabra cannabis; Para él con tonos de sándalo y para ella con aroma a rosas. ¿De verdad olerá a marihuana?

Too High Cosmetics es una marca dedicada a todas las personas enamoradas de la parafernalia cannábica y del maquillaje; sus productos son cruelty-free – no testados en animales – y todos tienen nombres con palabras familiares para los más fumetas de la red.

The 420 Palet es, como su nombre indica, una paleta de sombras – cuatro -, pudiendo elegir entre cuarenta y cuatro colores. Cada pastilla de sombra de ojos tiene en relieve una hoja de marihuana pero no contiene ninguno de sus principios activos. En esta misma línea disponen de una colección de iluminadores en varios tonos, en los que puedes elegir el diseño de la impresión – hoja de marihuana o formula estructural del THC -.

Pero esta marca también comercializa algún producto con aceite de cáñamo, como su exfoliante para labios – lip scrub -, o su aceite hidratante llamado Ganja Goddess Hempseed Oil.

CBD Care Garden ha elaborado una línea para el cuidado facial y corporal basada en ingredientes naturales, rica en CBD y libre de THC.
Crema facial anti-edad, tónico limpiador, crema de cuerpo, gel de ducha, jabón hidratante, desodorante y bálsamo labial. Incluso comercializan un gloss – con CBD – en tres colores, para darle color a tus labios mientras el aceite de cannabis cuida de ellos.

CannaSmack es una marca de Estados Unidos – como las anteriores -, que cuenta con productos veganos, naturales, cruelty-free y que sus fórmulas además contienen protección solar. Todos sus productos están realizados a base de cannabis, pero libres de THC. Disponen de una amplia variedad de bálsamos labiales con diferentes aromas, sabores, colores y diseños. También tienen una amplia gama de cuidado facial y en su web puedes ver también sus líneas de hidratación corporal – una de ellas recibe el nombre de Mary Jane -.

Con los recientes – y no tan recientes – cambios legislativos en torno al cannabis en algunos estados de Norteamérica, el número de empresas que incluyen esta planta en sus artículos crece constantemente. Desde España parece lejano, pero como anticipábamos en la introducción, estamos a un click de distancia. ¿Habéis probado ya alguno de estos productos? ¡Cuéntanoslo en nuestras redes!

Texto: @desayunoconweed