Qué es el THC, propiedades y efectos secundarios

La planta de marihuana puede contener más de 400 sustancias químicas diferentes, entre las cuales se encuentra el THC.

El THC, también conocido como tetrahidrocannabinol, es la sustancia del cannabis que produce efectos psicológicos que tanto buscan y desean algunos consumidores de cannabis.

Desde Sweet Seeds® te queremos explicar todo sobre este increíble y poderoso compuesto. Su fama procede por sus efectos psicoactivos, pero este cannabinoide tiene mucho más que aportar a quien lo consume.

thc que es

¿Qué es el THC?

El THC es la abreviatura de Tetrahidrocannabinol, aunque su nombre científico es delta-9-tetrahidrocannabinol. Este es el cannabinoide más conocido del cannabis y esto se debe a los efectos psicoactivos que aporta y porque además tiene aplicaciones terapéuticas.

El cannabis es una planta que se conoce desde hace siglos, pero realmente el THC no fue detectado hasta 1964 por el Doctor Raphael Mechoulam, y su equipo.

¿Cómo se produce?

El THC se produce en los cogollos de las plantas de cannabis. Se encuentra en la resina que generan los tricomas de las plantas para defenderse de posibles ataques de animales. 

La concentración del THC puede cambiar según la variedad de la planta, como de las condiciones ambientales a las que se expone el cultivo como la temperatura, luz, sustrato, humedad, etc. 

Inicialmente, la planta de marihuana crea el THCA o bien ácido tetrahidrocannabinólico. Este se presenta de forma ácida, y para pasar a ser THC, habrá un proceso de descarboxilación. Este proceso se da cuando se expone el cannabis a una alta temperatura, por ejemplo, cuando aplicamos calor en el momento de fumar marihuana. Es en ese momento cuando se activan los cannabinoides que contiene. 

¿Cuánto dura el THC en el organismo?

Es importante mencionar que su duración en el organismo no es fácil de calcular, esto se debe a que existen multitud de factores que intervienen de manera directa e indirecta sobre el mismo, entre ellos, podemos mencionar:

  • Variedad de marihuana: aunque se sabe que es el compuesto de mayor presencia en la marihuana, su concentración puede variar según el tipo de planta. 
  • Condiciones y forma de cultivo: este es un factor que puede variar las concentraciones de THC en la planta. Los cuidados y procedimientos que realice el cultivador durante el desarrollo de la planta como el momento exacto de la cosecha de tus plantas se obtendrá una concentración y calidad del THC específica. 
  • Cosecha: recuerda que una cosecha que se realiza muy pronto puede suponer que se obtengan niveles de THC bajos, poco oxigenado, sin embargo, si la cosecha se lleva a cabo demasiado tarde se obtendrá un THC oxidado evitando conseguir los sabores y efectos deseados. 
  • Cantidad consumida de marihuana: esto es otro factor específico, a mayor cantidad de cannabis consumido, mayores son los niveles de THC tendrá nuestro organismo.  
  • Método de consumo: se ha demostrado que dependiendo de la forma de consumo del cannabis ya sea fumando, vaporizando o ingiriendola a través de aceites o a través de infusiones o en comidas. 
  • Frecuencia de consumo: A mayor consumo mayor tiempo permanecerá el THC en el organismo y viceversa. 

En la sangre

Para los consumidores de cannabis es muy común hacerse la pregunta, ¿cuánto dura el THC en la sangre? Este es un factor que resulta complicado de especificar, ya que depende de la dosis y la frecuencia con la que se consume THC.

Cuando se quiere detectar con precisión la posible presencia de sustancias en el organismo, el análisis de sangre es el más efectivo y rápido. Esta prueba es muy común en accidentes de coche para descartar presencia de THC en el organismo.

Con esta prueba se puede determinar con asombrosa exactitud la presencia de THC activo en sangre y no hay manera de engañarlo. 

Cuando consumimos, su absorción se realiza muy rápidamente, aproximadamente en unos 9 minutos se pueden obtener los niveles máximos de THC. Sin embargo, transcurridos 15 minutos, el THC en sangre se reduce considerablemente, llegando a alcanzar niveles mínimos pasadas unas dos horas, ya que esa sustancia se expande a los tejidos y se produce la metabolización en el hígado.

Para consumidores poco habituales de cannabis, en dosis pequeñas, pasadas entre 3 y 12 horas puede ser suficiente tiempo para que no sea detectable esta sustancia en sangre. Sin embargo, en dosis más altas, se pueden necesitar entre 7 y 27 horas.

Los consumidores habituales, pueden mantener presente el THC hasta 1 mes después de ser consumida la hierba.

thc

En la saliva

A través de la saliva se puede detectar si una persona ha consumido THC de manera rápida y sencilla. 

Sin embargo, esta prueba pierde efectividad transcurridas 24 horas después de consumir marihuana, pudiendo variar este tiempo por los factores anteriormente mencionados.

En la orina

La prueba de orina es una de las más frecuentes y con un mayor periodo de detección pudiéndose ampliar este periodo días tras el consumo. Por este motivo, esta prueba sustituye a las pruebas de saliva.

En el caso de que consumas por primera vez marihuana, los efectos pueden perdurar entre 1 y 6 días. Un consumidor poco asiduo (1 o 2 veces al mes) puede dar resultados positivos en un margen de 7 a 13 días. Y un consumidor frecuente puede llegar a dar positivo hasta dos semanas después pudiendo prolongarse hasta 45 y 90 días la eliminación de dicha sustancia.

En el pelo

Aunque parezca increíble el THC se fija de manera permanente en las capas que se hayan desarrollado una vez consumido. Esto permite determinar con mucha exactitud el tiempo transcurrido desde que se consumió cannabis.

Pero tiene una complicación y es que el THC se fija en el pelo sin necesidad de haber pasado por nuestro organismo, es decir, en el caso de que estemos en una zona donde alguien esté consumiendo cannabis, nuestro cabello puede absorber el THC presente en el aire y por lo tanto dar positivo en una prueba.

Propiedades del tetrahidrocannabidol

Es un compuesto que tiene muchas propiedades terapéuticas entre las cuales podemos mencionar:

  • Antiinflamatorio
  • Analgésico
  • Neuroprotector
  • Antioxidante
  • Relajante muscular
  • Mejora los síntomas de las náuseas
  • Estimulación del apetito

Por ello, no es un compuesto que solo causa efecto psicoactivo en sus consumidores, en las dosis correctas puede suponer una ayuda ante enfermedades como Parkinson, esclerosis múltiple, metástasis, artrosis, tratamientos de quimioterapia, etc.

Efectos secundarios del THC

Es muy importante conocer tanto los beneficios como los posibles efectos secundarios o poco agradables al cuerpo a la hora de consumirlo. Como sabemos el THC es un compuesto que conecta con los receptores del sistema endocannabinoide de nuestro organismo por ello puede ocasionar efectos secundarios, entre los más habituales están:

  • Taquicardias.
  • Ansiedad.
  • Sequedad de boca.
  • Pérdida de memoria a corto plazo.
  • Pérdida de la concentración.
  • Puede producir o acelerar la aparición de esquizofrenia.
  • Alteración de los movimientos naturales del cuerpo.

Para contrarrestar o prevenir la aparición de estos efectos adversos puedes tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Consumir marihuana con menor porcentaje de THC (tetrahidrocannabinol)
  • Elegir variedades que contengan un porcentaje de CBD y así regular el efecto del THC en el cuerpo.
  • Para evitar problemas de memoria, es recomendable seleccionar cepas que contengan pineno.

Como puedes ver, el THC puede llegar a estimular en gran medida nuestro cerebro y sentir efectos psicoactivos, además de disfrutar de sus aspectos positivos, sin dejar de lado las posibles causas de sensaciones menos placenteras en caso de que tu organismo no lo asimile correctamente. Desde Sweet Seeds® optamos por un consumo responsable y, sobre todo, que quien seleccione nuestras variedades, pueda disfrutar de sus magníficos olores, sabores y disfrutar de efectos positivos y placenteros.