La “Familia Jack” de Sweet Seeds®

Ya han pasado mas de 11 años desde que Sweet Seeds® empezó su andadura en el mundo cannábico.

11 Años, es tiempo más que suficiente para situarse como uno de los bancos de semillas de marihuana referentes en el panorama mundial. Uno de los primeros clones con que Sweet Seeds® tropezó fue una Jack Herer que contenía muchas cualidades deseables.

Se puso mucho empeño para que todo el mundo pudiera disfrutar de este ejemplar en su máxima expresión: gran producción de flores, alto índice de THC y un aroma/sabor muy fuerte a pino, incienso y esencias químicas, que dieron forma a una de sus primeras variedades, la ya conocida y mítica: Black Jack® (SWS01)

Para crear Black Jack® el equipo de Sweet Seeds® trató de mantener esa fuerte presencia de olor a incienso, pero amoldándose al suave y agradable carácter de la otra cepa que interviene en el cruce: Black Domina ’98.

Tras el éxito de esta variedad y junto al nacimiento de las autoflorecientes, Sweet Seeds® no dudó un momento en sacar una versión autofloreciente de esta variedad, partiendo de la variedad autofloreciente S.A.D. Sweet Afgani Delicious Auto® (SWS24) de 2ª generación, y el clon élite de Jack Herer, nació Black Jack Auto® (SWS21).

Cuando dos grandes placas tectónicas se encuentran, surgen las montañas…

Ese es el caso de la planta mas sativa y contundente del repertorio de Sweet Seeds®: Jack47® (SWS08), una bestia muy productiva, de gran vigor y efecto… Cañón!

Al poco tiempo, Sweet Seeds® logró un espécimen autofloreciente del clon Jack Herer, el cual se hibridaría con el clon élite de Ak47 y con ello, daría vida a nuestra querida Jack 47 Auto® (SWS31).

Planta elegante, de gran porte y alta producción con aromas dulces, frescos, inciensados y alimonados, que se sitúa posiblemente como una de las autofloreciente mas potentes de todo el mercado cannábico. Altos índices de THC que subyugan a cualquier fumador experto que se precie a degustar sus dulces humos. ¡Una planta autofloreciente de máximo nivel!

¡Gracias por la lectura! Dulces humos.

 

Texto: @Sweet Seeds®