Disfruta de un 15% DTO en todos los paquetes de Sweet Seeds®(+info)

Semillas CBD

Nuestras semillas con alto CBD (también conocidas como CBD Rich) son semillas feminizadas fotodependientes autoflorecientes que están totalmente adaptadas tanto a los requisitos del cultivo en exterior, como a los del cultivo en interior con luz artificial.

Leer más

Semillas Autoflorecientes

Sweet Pure Auto CBD®

24,00 €
Semillas Fotodependientes

Black Jack CBD®

rating (0)
24,00 €
Semillas Fotodependientes

Chem Beyond Diesel®, C.B.D.

22,50 €
Semillas Fotodependientes

Cream Caramel CBD®

24,00 €
Semillas Fotodependientes

Green Poison CBD®

rating (0)
24,00 €
Semillas Autoflorecientes

Honey Peach Auto CBD®

24,00 €
Semillas Fotodependientes

Ice Cool CBD®

rating (0)
24,00 €
Semillas Fotodependientes

S.A.D. Sweet Afgani Delicious CBD®

rating (0)
24,00 €
Semillas Autoflorecientes

Sweet Nurse Auto CBD®

rating (0)
24,00 €
Semillas Fotodependientes

Sweet Pure CBD®

rating (0)
25,00 €
Semillas Autoflorecientes

Red Pure Auto CBD®

24,00 €

Este tipo de genéticas ricas en CBD son apropiadas para el tratamiento de múltiples afecciones por las muchas propiedades terapéuticas y medicinales del CBD y del THC. Entre otras aplicaciones medicinales, el CBD se ha usado para aliviar la ansiedad, convulsiones, vómitos y náuseas, inflamación, dolor, y un largo etcétera de patologías.

¿Qué es el CBD?

El Cannabidiol, comúnmente conocido como CBD, es uno de los cannabinoides más presentes en las plantas de marihuana. Además, a diferencia del THC (tetrahidrocannabinol), el CBD no es psicoactivo y sus efectos secundarios son mínimos. Por este motivo, habitualmente se emplea de forma terapéutica como ansiolítico, antipsicótico, antiinflamatorio, analgésico y también para tratar complejas enfermedades como la epilépsia. Recientemente (noviembre 2017), ha sido declarado como "relativamente seguro y no adictivo" por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Propiedades medicinales del CBD o Efectos

El CBD es actualmente el cannabinoide con mayor importancia en el ámbito terapéutico ya que pese a actuar fuertemente sobre el sistema nervioso, carece de propiedades psicoactivas. Además, modula el efecto del resto cannabinoides, ejerciendo de colchón y eliminando los efectos más indeseables del tetrahidrocannabinol (THC) como la ansiedad o las taquicardias. Diversos estudios certificados por médicos especialistas y análisis de laboratorio se han hecho eco de sus beneficios terapéuticos debido a las propiedades ansiolíticas, analgésicas, antitumorales, antiinflamatorias, antipsicóticas, antirreumáticas, etc. Además, según algunas investigaciones también es adecuado para tratar la epilepsia y aliviar el dolor crónico. Estos factores han propiciado que el CBD se haya convertido en uno de los argumentos de mayor peso para la legalización de la marihuana medicinal en muchos países.

Usos del CBD

Las aplicaciones terapéuticas del CBD han aportado usos beneficiosos para gran variedad de enfermedades como, la epilepsia, psicosis, enfermedades inflamatorias crónicas, enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer, Esclerosis Múltiple y Parkinson, ansiedad, trastornos del espectro autista, etc. El CBD se puede administrar de diferentes maneras. El método más extendido de consumo de marihuana medicinal, pese a no ser el más sano, es fumando esta sustancia. Otra forma de consumo, cada vez más popular es vaporizarla, ya que los vaporizadores extraen los terpenos y cannabinoides sin llegar a quemar material vegetal como ocurre al fumar. Sin embargo, otra manera de consumo es vía oral ya sea por la ingesta directa de aceites ricos en CBD o bien añadiendo estos aceites en alimentos o bebidas o preparando comestibles a través de aceites o mantequillas de marihuana.

Origen de las variedades con CBD

A principios del siglo XIX se iniciaron importantes investigaciones, las cuales promovieron los primeros descubrimientos y avances de este cannabinoide predominante en las plantas de cannabis.

Un equipo de investigadores del Departamento de Química de la Universidad de Illinois, logró aislar por primera vez el CBD a partir de un extracto de marihuana. Este descubrimiento fue detallado en 1939 Roger Adams.

No fue hasta 1963 cuando Lumir Hanus y Raphael Mechoulam de la Universidad Hebrea de Jerusalén, realizaron un nuevo estudio mucho más amplio y detallado, en el que se consigue revelar la estructura química del CBD. Dicho estudio permitió que, en 1964, Raphael Mechoulam junto a su colega Yechiel Gaoni lograron descubrir y aislar por primera vez el componente más famoso de la marihuana: el THC (Tetrahidrocannabinol)

Desde este gran descubrimiento, los avances continuaron sucediendo, ampliando las investigaciones y pruebas asociadas al área médica. Estos ensayos demostraban que tras suministrar este compuesto (CBD) se lograba reducir, bloquear o mejorar síntomas de diferentes trastornos como el insomnio y epilepsia, entre otros, consiguiendo que los expertos consideraran el potencial terapéutico de la marihuana. En 1988 se descubre el sistema endocannabinoide del cuerpo humano ampliando estas áreas de estudio.

En 1998 el Ministerio del Interior emite una licencia a la empresa farmacéutica británica GW Pharmaceuticals fundada por el Dr. Geoffrey Guy para que iniciaran investigaciones de los usos del cannabis como medicamento.

Desde el descubrimiento del CBD hasta el día de hoy se sigue estudiando y profundizando sobre los beneficios que puede aportar. Esto ha producido un vínculo entre el cannabis y su legalidad, siendo cada vez mayor la cantidad de países que permiten su uso y consumo.

Diferentes ratios en las variedades de CBD

Ratio es la relación cuantificada entre dos valores que refleja su proporción, con lo cual el ratio CBD:THC es la proporción entre el CBD y THC que contienen las diferentes variedades de cannabis.

El CBD actúa contrarrestando los efectos psicoactivos del THC, ofreciendo una experiencia más satisfactoria y al aumentar los efectos relajantes ayuda a conciliar más fácilmente el sueño.

Te facilitamos una tabla para que puedas interpretar y entender esta relación entre CBD y THC:

RATIO THC:CBD

Características

1:0

Se refiere a las cepas que contienen alto contenido de THC. Estas son variedades eufóricas, felices, promueven la risa.

Los efectos secundarios de altos contenidos de THC son: paranoia, ansiedad y taquicardia. 

2:1

Se refiere a variedades con las que podrás sentir el nivel máximo del THC, pero al tener la presencia de CBD producirá un efecto más relajante.

En este caso los efectos secundarios son menores ya que se reduce el riesgo de ansiedad, taquicardia o paranoia.

1:1

Contiene la misma proporción de CBD que THC, y es psicoactiva.

Son cepas de cannabis que proporcionan un efecto relajante, pero logran un estado ligeramente eufórico y tranquilo.

Este ratio 1:1 tiene propiedades medicinales para un gran abanico de afecciones como, insomnio, fibromialgia, autismo, etc.

Sus efectos secundarios son prácticamente nulos.

1:2

Contiene el doble de contenido de CBD frente al THC y es medianamente psicoactiva.

Esta proporción es ideal para pacientes sensibles, o aquellos que prefieren no drogarse. Al tener un contenido muy alto de CBD producirá que no sientan los efectos del THC. 

0:1

Produce una mejoría general en el estado de ánimo, además de proporcionar un alto valor terapéutico en tratamientos de trastornos como la epilepsia.

No tiene efectos secundarios.

 

Nuestras Semillas CBD

Tras realizar varios cruces con distintos especímenes que contenían un alto porcentaje de CBD respecto al nivel de THC, en 2017 Sweet Seeds® ofreció las dos primeras variedades de su línea medicinal, Sweet Nurse Auto CBD® (SWS59) y S.A.D. Sweet Afgani Delicious CBD® (SWS60).

La S.A.D. CBD®, con un ratio THC:CBD de entre 1:1 y 1:3, es una variedad de tendencia índica y
aromas muy complejos, almizclados y densos. En cultivo es apta para jardineros noveles por su gran vigorosidad y floración explosiva, donde destaca un gran cogollo central encharcado de tricomas. Además, es perfecta para realizar extracciones o recetas de cocina cannábica por sus múltiples propiedades medicinales, como por ejemplo un simple zumo fresco de frutas y cannabis, con altos porcentajes de CBD. Su efecto es sutil pero notorio si no se consume cannabis de forma habitual. Es una magnífica elección para relajar el cuerpo o aliviar tensiones musculares.

Sweet Nurse Auto CBD®, con un ratio de THC:CBD de entre 1:1 y 1:2, es una variedad de índica. Su análisis de THC se sitúa entre 5%-10% y el de CBD entre 10%-16%. Los efectos de esta genética son sensación de tranquilidad, bienestar y un efecto mental ligero y relajado, pero muy creativo. Desprende un aroma dulzón y frutal. Se trata de una planta muy vigorosa y en tan sólo dos meses desde la germinación es fácil que alcance un tamaño medio-alto. Además, es muy productiva y resinosa. 

Sweet Pure CBD®

La primera variedad de marihuana “CBD pura” del banco de semillas Sweet Seeds®, con niveles muy bajos de THC, en general inferiores al 1%, y altos de Cannabidiol (CBD), especialmente diseñada para satisfacer a los usuarios de cannabis terapéutico que no desean experimentar los efectos psicotrópicos del THC.

Sweet Pure CBD® (SWS65) tiene un ratio THC:CBD de alrededor de 1:15-1:20, con niveles de THC entre 0,4-1% y niveles de CBD que se encuentran entre 8-15%. Estos niveles tan bajos de THC y altos de CBD convierten a nuestra Sweet Pure CBD® en una planta de marihuana con efectos psicotrópicos imperceptibles. Los niveles altos de CBD permiten a los usuarios de cannabis con fines terapéuticos un mejor aprovechamiento de las propiedades medicinales del CBD.

Esta variedad es el resultado de dos generaciones de autopolinización (S2) de un clon rico en CBD con ancestros de la familia Diesel. El aroma de esta variedad es dulce y afrutado con tonos cítricos de mandarina y leves pinceladas frescas de ciprés. La estructura de la planta es de híbrido índico-sativo con predominancia Sativa.

Product added to wishlist
Producto agregado para comparar.