Cocina Cannábica: Mantequilla

El básico por excelencia en la cocina cannábica es la mantequilla cannábica, ya que puede utilizarse en multitud de recetas, tanto dulces como saladas.

La receta que damos a continuación es para cuatro personas, o para cuatro dosis; si por ejemplo con toda la mantequilla te salen 20 galletas, una dosis serían 5.

Algo que siempre hay que tener en cuenta a la hora de cocinar con cannabis y obtener unos resultados de calidad, es la descarboxilación. En el caso de esta receta, podemos evitar la previa descarboxilación de la materia vegetal, ya que esta se va a mantener al baño maría – a una temperatura correcta – durante tiempo suficiente para activar los cannabinoides.

– Aunque algunas personas aún así prefieren realizar un proceso de descarboxilación previo, es importante recordar que no nos interesa degradar cannabinoides ni terpenos sobre exponiendo nuestra marihuana a más temperatura de la indicada, por lo que hay que tener cuidado -.

Tip: Pulverizar un poco de alcohol – vodka o alcoholes blancos preferiblemente – por encima de la materia vegetal facilitará la liberación de los cannabinoides. Dejarlo actuar durante 15 minutos y después continuar.

Busca una cacerola lo suficientemente grande como para introducir otro recipiente en ella y pon agua a hervir. Una vez el agua esté en ebullición introducir en otro recipiente 100 gramos de mantequilla hasta que se derrita. Cuando tengamos una mezcla líquida bajamos el fuego a medio y añadimos unos 3 gramos de marihuana desmenuzada – entre 3 y 4 gramos de cogollos sería una dosis para conseguir un efecto adecuado a consumidores de cannabis habituales -.

Dejamos nuestra mezcla a fuego medio durante unas seis horas, removiendo con cierta frecuencia, y finalmente filtramos todo con un colador en un recipiente para dejarlo enfriar y endurecer.

Tip: Para conseguir una textura más profesional se recomienda poner en el colador un filtro de tela o gasas que permita el paso del líquido pero no de las partículas. Recuerda aplastar y exprimir con cuidado la materia vegetal para aprovechar todo el líquido que haya absorbido.

Dependiendo de la receta que quieras preparar, necesitarás más o menos mantequilla, por lo que lo mejor es decidir de antemano qué plato vamos a preparar y una vez sepamos cuánta mantequilla necesitamos, realizar esta receta.

Recuerda que ingerida los efectos de la marihuana son diferentes a los que – probablemente – estés acostumbrado, ten paciencia y espera alrededor de 45 minutos a notar el efecto antes de comer de más, y si no estás acostumbrado a sus efectos, lo mejor es que reduzcas la dosis y vayas comiendo progresivamente, para tener el control de la situación en todo momento.

Sweet Seeds S.L no se hace responsable del mal uso de la información contenida en este artículo. Consulte la legislación sobre Cannabis en su lugar de residencia, Sweet Seeds S.L no pretende en ningún caso incitar a prácticas no legales

 

Texto: @desayunoconweed